¿Por qué comer saludable?

Estás aquí: Home / ¿Por qué comer saludable?

Comer alimentos nutritivos conforma uno de los pilares fundamentales de la salud. Una dieta balanceada, además de ayudarnos a tener un cuerpo esbelto, tiene efectos en nuestro organismo, ya que a través de los alimentos que ingerimos logramos conseguir los nutrientes necesarios para que nuestro cuerpo funcione correctamente.

Autores de libros sobre dietas saludables como Tosca Reno, afirman que un 80% de la salud del cuerpo depende de la alimentación que recibe.

Los efectos de una alimentación balanceada son casi infinitos. Entre los más notables podemos mencionar:

Icono-comer-saludable-princesa-04

Una apariencia más joven

Un estudio del Leiden University Center demostró que el exceso de azúcar en el proceso de alimentación habitual acelera el proceso de envejecimiento mientras que una dieta alta en antioxidantes (frutas, vegetales o granos enteros) ayuda a preservar una apariencia más
joven.

Energía

Uno de los más grandes beneficios de una dieta balanceada son los altos niveles de energía que recibes. Si consumes todos los nutrientes que necesitas (minerales, proteínas, carbohidratos, etc.) justo en la medida que los necesitas, tu cuerpo puede funcionar en un nivel óptimo.

Una vida duradera

Comer alimentos con bajos contenidos grasos y calóricos evitará que tu cuerpo tenga que sobre esforzarse constantemente por procesar nutrientes extra que no necesitas. De esta forma puedes disfrutar de una vida larga y longeva al prevenir que tu cuerpo se desgaste antes de tiempo.

Mejora tus defensas

Alrededor del 40% de los casos de fallecimiento relacionados con enfermedades como el cáncer están conectados a una mala nutrición. Recibir las vitaminas y minerales necesarios no sólo nos ayuda a evitar resfriados o dolores estomacales, sino que también nos permite reducir el riesgo de enfermedades cardíacas, diabetes e inclusive, como ya lo mencionamos, cáncer.

La salud empieza por alimentarse en forma apropiada. Al alejarnos de las tentaciones y los abusos damos los primeros pasos para una vida mejor.

 

Somos lo que comemos.

 

¡Comer saludable nos hace

personas saludables!